Bienvenido a nuestro blog

troTones

Galeria

martes, 30 de noviembre de 2010

Pico Paradiella



 


Distancia total: 11 km
Desnivel subida: 350 metros
Dificultad: Baja
Tiempo: 3:30 horas

Tiempos parciales:
Ermita San Roque - Pico Paradiella: 2:15 horas
Pico Paradiella - Emita San Roque: 1:15 horas






La ermita

Interior de la ermita
El hórreo
La ermita de San Roque con su hórreo
El Paradiella o Pico Palancas desde la carretera que parte de la ermita
Aquí nosotros nos desviamos por la pista de la derecha
El puente del FEVE y el viaducto Pintor Fierros de la Autovía
Espectadores
Una señal del Camino de Santiago cerca de la meta
Último "esfuerzo"
Vértice geodésico
Vista hacia la costa
Regresando


miércoles, 17 de noviembre de 2010

Desfiladero Los Arrudos



Espectacular. No encontramos otro calificativo para referirnos a esta ruta en un día como el de hoy.

La ruta de Los Arrudos es una de las clásicas del senderismo asturiano y sin lugar a dudas una de las más bonitas en cualquier época del año, pero es en el otoño cuando alcanza su máximo esplendor, máxime si los días anteriores a realizarla la lluvia en la zona ha sido abundante, ya que si además de formar el río hermosas cascadas y precipitarse por las peñas a través de largas colas de agua, unimos esto al paisaje del bosque con su colorido otoñal, completamos el marco ideal para disfrutar plenamente de esta escapada.

Justo a la entrada de Caleao, donde vemos la señal que lo indica, tomamos una pista a la izquierda que en unos 300 m nos deja en un área recreativa con un amplio aparcamiento. Ya con la mochila a la espalda pasamos por delante de la curiosa ermita de San Antonio y por una pista de cemento, que en suave descenso, entre fincas cerradas nos lleva hasta Xenra, vemos el primero de los ocho puentes que cruzaremos a lo largo de este recorrido.

Ahora el camino empieza a subir con ligero desnivel pasando por los puentes de Riafresno, Corones, Agualmayo, Los Campos y finalmente el de La Fuminosa, para llegar unos 400 m más adelante a Prendeoriu, donde la pista apta para vehículos finaliza y comienza un camino más estrecho. Por la margen izquierda del río se interna en un frondoso bosque pasando al lado de la fuente Manuela Antonio.

En breve el camino empieza a empinarse y es aquí donde comienza la Foz de Los Arrudos. Una vez cruzado el puente de La Calabaza de Abajo, recientemente reparado y reforzado, quedando más estable, el camino adquiere un fuerte desnivel que a través de sucesivos escalones de piedra y en zigzag va ganando altura; es la parte más dura del camino. Para llegar al puente de La Calabaza de Arriba, aún deberemos seguir subiendo por el estrecho desfiladero y su retorcida senda a tramos de escalones tallados en la roca hasta llegar al Colladín, que bien podríamos denominar “El Merendero”, pues es frecuente ver a la gente por ahí aligerando la mochila. Es desde luego con su cabaña en ruinas un lugar ideal para reponer fuerzas y con muy buena vista al sur de los Puertos de Contorgán.

Unos pocos metros más y llegamos a La Fontona donde podemos observar la captación de agua para abastecer a Gijón. Desde aquí las opciones para aquél que quiera seguir son varias. Una de ellas es seguir a la derecha las indicaciones de una señal y llegar hasta la Majada La Robre o bien a la Collada de La Piornosa, o un poco más allá a la majada y collada La Tabierna o incluso hasta el mismísimo Pico Retriñón. Nosotros cruzamos la riega por un rústico puente (si contamos éste serían nueve) y nos internamos por una senda enmoquetada de hojas secas en el hayedo de Los Arrebellaos hasta una portilla que da paso a la majada de Roxecu, y que de seguir llegaríamos al Lago Ubales, pudiendo dirigirnos desde este punto a La Infiesta completando así el P.R. AS-61. Nosotros en la portilla decidimos dar la vuelta y retornar por el mismo camino de ida al lugar donde dejamos el coche, eso sí, haciendo uso de “El Merendero” y, ya desde aquí más ligeros, disfrutar de la maravillosa naturaleza que este lugar nos brinda.

Y para que al día no le falte de nada se puede completar con una comida en Casa Zulima, en el centro de Caleao, y después para asentarla, aun mejor que un te verde, recorrer las calles del pueblo por el itinerario señalizado del Paseo del Agua.



Distancia total recorrida: 15 km (i/v)
(Ermita San Antonio - La Fuentona: 6 km)
Desnivel subida: 400 metros
Dificultad: Baja
Tiempo: 4:30 horas

Tiempos parciales:
Ermita San Antonio - Puente Calabaza de Abajo: 1:30 horas
Puente Calabaza de Abajo - La Fuentona: 0:45 horas
La Fuentona - Portilla: 0:15 horas
Portilla - Ermita San Antonio: 2:00 horas


La pista que vemos a la derecha nos lleva al Área Recreativa, lugar de aparcamiento


Capilla de San Antonio. Aquí comienza la andadura


Puente Corones con su cuidada cabaña, uno de los bonitos lugares que atravesamos


Manantial y abrevadero de Aguamayo


Puente La Fuminosa


Prendeoriu, donde acaba la pista y comienza la senda


Fuente de Manuela Antonio tan curiosa como su nombre


 Puente de la Calabaza de Abajo


Puente de la Calabaza de Arriba


Uno de los tramos de La Escalerona


Llegando al Colladín lugar de obligado descanso y contemplación del paisaje que lo redea

La Fuentona, de la que tanto beben y tanto deben los vecinos de Gijón



Puente sobre el arroyo que baja de la Majada El Robre


Un tramo del hayedo de Los Arreballaos


Portilla donde dimos por finalizada la ruta

martes, 9 de noviembre de 2010

Foces del Río Pino y del Río Aller





Distancia: 16,20 km
Desnivel acumulado de subida: 980 m
Dificultad: Media-baja
Duración: 7:00 horas

Otra de las clásicas del senderismo asturiano. Está balizada como la P.R. AS-31 y se desarrolla en el concejo de Aller, partiendo de El Pino y con fin en La Paraya. Atraviesa dos pequeñas joyas de las muchas que la naturaleza creó en Asturias: las Foces del Río Pino y las Foces del Río Aller,  joyas que la mano del hombre se encargó luego de engrandecer -si cabe- en el primer caso y de devaluar un poco en el segundo, pero... quizás la carretera fuera necesaria.
Una vez que aparcamos en Molín de Peón, un viejo molino que fue convertido en un vivero de alevines de truchas, comenzamos a caminar por un cómodo camino de tierra que sale a su izquierda y atraviesa el río Valmartín por un puente de piedra. Vamos ascendiendo levemente, dejando varios desvíos menores que dan servicio a numerosas cabañas, para alcanzar, entre cierres de fincas y después de superar un empinado repecho, El Pendu. Pronto nos encontramos con la curiosa fuente de Las Gavilanceras, y un poco más adelante la cuadra del Praón junto a un buen ejemplar de texu. Llegamos al final de la pista y a nuestra derecha sale un desvío que cruza el río por un moderno puente de madera para penetrar en el estrecho desfiladero de las hoces del Pino. Lo hace a través de un camino empedrado que se cree de origen romano. Atravesamos una rústica portilla y un nuevo puente, este de piedra, para finalmente salir a El Posadoriu, cruce de caminos.
Nos olvidamos del ramal que sale a nuestra derecha hacia el Valle del Fondil y seguimos en dirección a la majada Las Campas.  Al final de ésta obviamos el desvío a izquierda que sube a Los Pandos, para continuar hacia Las Cuevas, donde el camino serpentea fuertemente para terminar entrando en el Valle de Caniecha por una senda que, a tramos, deja asomar la importancia de su pasado. Atravesamos las praderías de La Caniecha, donde podemos apreciar a la majada de Mayeu Glayiru y su fuente-abrevadero a nuestra derecha, para encaramarnos en su collado a los pies del Pico La Cabritera. Aquí optamos por descender por una pista que, con tendencia SE, nos lleva a encontrarnos con la que viene desde La Brañuela en la Majada de La Texera, que cuenta con una buena fuente. Ahora giramos a la derecha con dirección NO descendiendo progresivamente y, después de pasar por El Acebal y bajar a Fonfría, cruzamos el río para arremeter un fuerte repecho que enlaza en El Carbayalin con la pista que viene del Puerto de Vegarada y, siguiendo cómodamente por ella, personarnos en el pueblo de Río Aller. Lo atravesamos y, ya por carretera y pasando obligatoriamente por las Hoces del Río Aller, los escasos dos kilómetros que nos quedan para dar por finalizada, un poco antes de La Paraya, esta gratificante caminata.

 


Lugar de salida: Molin de Peón en El Pino

Tramo de la pista en sus inicios

Fuente de Las Gavilanceras

Puente de entrada a las Foces del Río Pino

Portilla en la Foces del Río Pino

Puente del Pasaeru

Tramo de la "calzada romana" en las Foces del Río Pino

Puente del Posadoiru

Camino de Caniella

Majada de Caniella

Abrevadero de Caniella

Pista procedente de Vegarada

Peña Redonda

Peña La Cabritera

Una de las señales del camino

Fuente abrevadero en La Texera

Ruinas camino de El Acebal

Subiendo al Carbayalin

Terminante

Mesa en el Carbayalin

Iglesia de Río Aller

Foces del Río Aller

Otro rincón de las Foces del Río Aller