Bienvenido a nuestro blog

troTones

Galeria

domingo, 19 de febrero de 2012

Ermita de San Estevo do Ermo y Mirador de Penabor





Distancia: 13,40 km
Desnivel acumulado de subida: 450 m
Dificultad: Baja
Duración: 4:30 horas



Entretenido recorrido circular que se desarrolla, en buena medida, por dos de las rutas promocionadas por el Ayuntamiento de Barreiros, en la vecina provincia de Lugo. Tiene inicio y final en San Cosme, capital del concejo

Iniciamos la andadura junto al Ayuntamiento, dirigiéndonos por la N-634 en dirección a Foz. Cuando llevamos un kilómetro recorrido, y poco después de pasada la gasolinera, una desviación a la izquierda nos introduce en el barrio de As Eiras. Tras  cruzarlo y pasar el acceso a la autovía, tomamos al frente una ancha pista de tierra, apta para coches. Pasamos bajo un puente el viaducto de la autovía. La pista, entre eucaliptos, y siguiendo el curso del arroyo sin prácticamente desnivel, nos lleva hasta las inmediaciones de la ermita de San Esteban de Ermo.

Una vez aquí, si deseamos ver su entorno íntegramente, deberemos realizar un pequeño circuito. Elegimos el sendero de la izquierda que sigue el curso del río y, atravesando varios puentes o pasarelas de madera, alcanzamos la base de la cascada. Desde aquí se puede observar bien, sin embargo unas escaleras nos llevan a la parte intermedia donde encontramos un pequeño mirador. Después nos dirigimos nuevamente hacia la ermita, pasando por delante de la fuente Ferruginosa, hasta alcanzar una pequeña área recreativa con bancos y mesas de piedra y una nueva fuente. Retrocedemos por el mismo camino y, después de pasar por un sendero tallado, en parte, en la roca, nos situamos en la parte alta de la cascada. Cruzamos el arroyo y nos encontramos con la Fuente de Santa Rosa y numerosos árboles a su alrededor con pañuelos anudados en sus ramas. Siguiendo la senda por la orilla vemos las ruinas de un antiguo molino, y poco después hay que volver a cruzar de nuevo el arroyo. A partir de aquí lo haremos varias veces más, pero sin que exista ya ningún puente. El sendero por esta zona está en estado de abandono casi total y habrá que sortear maleza y algunos árboles caídos.
Tras pasar unos restos ruinosos de un par de antiguas cabañas abandonamos el cauce para tomar un ascendente sendero en dirección este, que después de cruzar varios regatos, desemboca en una pista que cómodamente nos acerca a Insua. Atravesamos el desparramado pueblo y nos dirigimos a su capilla de Santa Ana, al lado de la carretera, con una pequeña área recreativa con fuente.

Cruzamos la carretera con rumbo norte y al poco encontramos a nuestra derecha una pista hormigonada que, en ligero ascenso, finaliza junto a una cantera. La dejamos a nuestra derecha y, ahora, la pista pasa a ser de tierra. Seguimos ascendiendo con dirección Noroeste entre matorral bajo para, finalmente, alcanzar un amplio aparcamiento justo bajo el mirador de Penabor con amplia panorámica. Se puede divisar al norte toda la costa del Concejo de Barreiros, la ría de Masma y el pueblo de Foz con su playa de la Rapadoira; al Sur distinguimos Insua, su capilla, y el valle de Cabarcos; al Este el pueblo de Reinante y el Pico Comado y al Oeste: el pico Cornería, Alto Carras, Peña El Buitre y el Pico Frouxeira. Bajo nuestros pies se extiende la autovía con sus llamativos viaductos. Sin duda un lugar privilegiado en días despejados.

Retrocedemos por el camino de ida, abandonándolo a poco más de 100 metros para, girando a la izquierda, dirigirnos por una nueva pista en descenso hasta la carretera que viene de La Barranca. Si tomamos nuevamente a la izquierda, poco después enlazamos con la procedente de San Cosme. Atravesando el puente sobre la autovía, y ya en constante bajada, pasamos por delante de la iglesia nueva, para retornar al punto de partida.



Viaducto de la autopista

Pista de acceso a  San Esteban do Ermo

La capilla de San Esteban do Ermo

Uno de los puentes sobre el arroyo de San Esteban

El arroyo San Esteban

El arroyo San Esteban

La cascada de San Esteban vista desde su base

Otro de los puentes

La cascada de San Esteban vista desde el mirador central

Fuente del Área Recreativa

Fuente ferruginosa de San Estevo do Ermo
 Lo curioso de esta fuente es que mana siempre el mismo caudal de agua sea cual fuere la época del año. 
Según cuenta la tradición, sus aguas curan enfermedades cutáneas. Para ello, después de rezar una oración en la capilla, deberemos mojar un pañuelo en sus aguas y frotarnos con él la parte dañada de la piel, y posteriormente dejarlo atado a un árbol cercano a la fuente.

Acceso a la parte alta de la cascada

Bajada a la parte alta de la cascada sobre firme de roca

Fuente de Santa Rosa

A Insua

Rincón de Insua

Ermita de Santa Ana en Insua

Instalaciones de la cantera

Antena en Penabor

Mirador de Penabor

Puente de la autopista del Cantábrico visto desde Penabor

Barreiros, Ría de Masma y Foz desde Penabor

   Caserío a la entrada de Barreiros

Cabazo cerca de San Cosme

1 comentarios:

Angie dijo...

Grazas polas fotos, lembrome moito de isa fonte e o dia que tivemos fai mais de 20 anos...

Publicar un comentario