Bienvenido a nuestro blog

troTones

Galeria

martes, 18 de febrero de 2014

Molinos de Illas y Cascada de Friera



La ruta de los Molinos de Illas y la Cascada de Friera es un paseo de poco más de tres horas que nos acercó por los concejos de Illas y Corvera en busca de un itinerario de viejas estructuras en distinto grado de conservación y que cumplían con las funciones de molienda en el siglo pasado.
Comenzamos a caminar desde La Blimal y por asfalto nos acercamos por la AS-319 hasta el final de Panizales en dirección al puente de Las Rodadas. Ya en Villa coincidimos con la Senda Verde del Agua Molleda-Pillarno (PR.AS-49). A nuestra izquierda destaca El Gorfolí.
Pasamos por el bien rehabilitado Molino de Velasco y las ruinas de la Central Eléctrica. Algún puente de madera nos obligaba a cambiar de margen del río.
En poco más de una hora aparecía ante nosotros el palacio de Bárzana, que se encuentra en una finca próxima a Callezuela (capital del concejo de Illas). Su torre, más residencial que militar, su capilla y sus volúmenes de vivienda, componen un conjunto cerrado por un muro de piedra que, aun desde lejos, se perfila con claridad. Una indicación hacia El Molino de Sollovio invita a un desvío hacia la izquierda.
Descendiendo entre el restaurante La Tenada y la Iglesia de San Julián pasaríamos por un área de recreo con parque y piscina que sin duda con buen tiempo han se estar concurridos. Se encuentran en un lugar denominado La Fuente a orilla del Río Prado.
A partir de aquí, hacia el este y justo como si quisiésemos subir el Gorfolí, las pendientes se pronuncian y por sendero maderero y entre eucaliptos nos acercamos a la cascada del Friera. Una vez alcanzada, la aproximación no es fácil y nos conformamos con fotografiarla a distancia.
Seguiríamos por un camino bordeando el Cerro de Braña hasta llegar a la vecindad de Friera, y de ahí, por asfalto, llegamos a la Ermita de San Antonio en Taborneda.
Una desviación a la izquierda nos permite salir a un sendero que hacia el norte, en dirección a Avilés, nos ofrece vistas de Arnao y San Martín de Laspra, sobre Salinas, y del Caliero y San Cristóbal, sobre Avilés.
Todavía nos veríamos sorprendidos con un molino, en la margen izquierda del arroyo Rosico, perfectamente rehabilitado como vivienda.
De aquí a La Blimal, cinco minutos.




Distancia: 12,5 Km
Desnivel acumulado de subida: 400 m
Dificultad: Baja
Duración:3 h 30 m




La Blimal, punto de salida

Puente de Las Rodadas

Coincidimos un tiempo con la Senda Verde del Agua

Gorfolí

Por los Prados de San Feliz


Molino Velasco

Canal de alimentación de agua


Río Grande

Camino de Callezuela

Palacio de Bárzana

A molino de Sollovio

Iglesia de Callezuela

Espacio de ocio

Subimos en busca de la cascada

de difícil aproximación, pero considerable altura

Vista al W

Al fondo San Martín de Laspra y San Cristóbal


Cruce de Callezuela-San Zadornín


Ermita de San Antonio de Taborneda

Molino restaurado

Parque de La Blimal


"Los molinos están situados al lado de los ríos, desviando el agua de estos por canales que alimentan el depósito o cuba. La aportación del chorro de agua directamente, con la fuerza necesaria, por un orificio denominado salivo, permite el golpeo entre las palas del rodezno que unido por un eje a la muela hace girar al conjunto. Eran instalaciones imprescindibles para la época toda vez que permitían convertir el grano de cereal en harinas, alimento básico de la economía rural asturiana. Además se considera que por ser lugares habituales de encuentro y reunión de vecinos fueron esencia de la transmisión de historias, cuentos y leyendas."

0 comentarios:

Publicar un comentario